miércoles, 28 de mayo de 2008

L&L Asociados



Disfruta al hombre equivocado mientras llega el indicado
(Si el día de hoy me muero, ese quiero que sea mi epitafio)



Queridas L & L Asociados En la larga búsqueda por esa alma gemela, por el “indicado (a)” muchas y muchos de nosotros hemos tenido que atravesar el largo camino de la decepción y aferrarnos con uñas y dientes a la esperanza.



Siempre pensamos que algún día lo encontraremos; que llegará a nuestras vidas ese alguien que por fin nos va amar tal y cómo somos. No podemos dejar de sonar estúpidas cuando en un ataque de histeria y progesterona le contamos a nuestros amigos que conocimos a un nuevo galán, y que este SI es el indicado. No se que dentro de nosotras, pero cuando nos enamoramos inmediatamente viene el autoengaño.
La voz sabia, experimentada y femenina de L & L Asociados, consciente de la necesidad de reflexión y autoafirmación en estos tiempos de escasez, incertidumbre y desesperación, desea plasmar en estas líneas algunas ideas de cómo aplicar el dicho: disfruta al hombre equivocado mientras llega el indicado, sin mal interpretaciones que comprometan a sus autoras. Sin alusiones personales ojo.
En algún momento de nuestras vidas todas reflexionamos sobre ese hombre del cuál nuestras madres nos advirtieron nos mantuviéramos lejos, con los ojos bien abiertos y las bien piernas cerradas. A este individuo en cuestión lo llamaremos El Malandrín. ( en algunos casos se le conoce como el malandro, el bueno para nada, ese desgraciado, el difunto y en ocasiones donde no somos políticamente correctas EL MIERDAS etc.)
Generalmente esta profunda reflexión sobre el malandrín llega muy tarde. La hacemos cuando nos encontramos en una relación turbulenta, o bien en riesgo de contraer enfermedades psico-sexo-pasionales con uno perfecto ejemplar de esta clase. ¿Por qué nos quitan el sueño los malandrines? ¡Por qué no nos gustan los buenos, los estables, los cariñosos, los educados, con futuro, maduros, (los limpios, añadiría una de nuestras señoras madres)? Es una interrogante que vale la pena explorar. Por ejemplo, hace algunos años una de nuestras madres solía decía mijitas por qué salen con los malvestidos y sin profesión, no creen que este chico esta muy por debajo de cualquier expectativa?”(Cuando realmente se refería a SUS expectativas.)
Una L le atribuye este constante tropiezo con hombres equivocados a su madre. Desde un punto de vista freudiano su resistencia a salir con “buenos patojos” era simplemente una forma de retar la autoridad materna, un fuerte deseo de mantener el rol familiar de oveja descarriada. Así que decidió por el bien de salvaguardar esta tradición de oveja negra dedicarse salir solo con joyitas. Si les contáramos, la lista de firmitas que se sentaron en el sillón de su casa.
En cambio la otra L decidida a ser "buena" quería salvarlos a todos. Ser la redentora. Es tan difícil decir que no, todos se merecen una oportunidad, pobrecito es un incomprendido, hay que darle tiempo, el amor todo lo puede. Entre más problemático mejor, mayor era el reto. La galería de "sujetos de estudio" adorna aún albumes de eventos familiares donde claramente se ve que uno de estos es diferente a todos los demás.
Malandrín tras malandrín. Tanto tropezón por gusto! Por no saber escoger,por avorazadas, por desesperadas, por copas de mas (por eso para algunas es mejor no más de una copa) por llevárnoslas de no melindrosas. Pencazo tras pencazo. Todo por no saber lo que uno realmente busca en un hombre o bien, en una mujer para no dejar a nadie fuera.
Sabemos que algo anda mal cuando en el listado de cosas qué queremos en un hombre la número 25 tal vez es que nos sean fieles. Antes está que sea guapo, que le guste bailar y que le gusten los perros, que tenga buenas nalgas, y que le guste ir al cine. Faltamos el día en el que en Home Economics (ojo no en Educación para el hogar) enseñaron a priorizar. Después como dicen las abuelitas son los “ayes”.
Ni modo ya subidas en el macho ni quien nos baje. Empeñadas en que encontramos al alma gemela. Pero bien sabemos que algo anda mal… las piezas no casan del todo. ( y no es la paranoia cotidiana a causa de la tambaleante autoestima, no.) El malandrín te hace sufrir, pero Ahora bien el cuestionamiento es porqué si estamos allí no gozarla. ¿Porqué no relajarnos y dejar que fluya? Sin muchas expectativas, un día a la vez, 24 horas o 6 horas. Va pues… una hora…( con lo esperanzadas que somos las mujeres).
Hace unos meses después de salir de la inauguración de la Galería 0 un amigo con mucho andar en los asuntos del corazón y órganos de más abajo en la anatomía femenina nos dijo. El sexo malo es una concepción femenina. Para nosotros (los hombres) no hay mal sexo.

Revelador el asunto. De allí nos surgieron muchas dudas: ¿Será cuestiones de anatomía, será asunto de la cabeza, serán extrema educación romántica de la que somos objeto? Por ejemplo somos criadas con canciones de cuna como: la pareja ideal, ámame un poco más, dama de hierro en voz de Marisela o así no te amará jamás o como títere de Amanda Miguel o casi cualquier canción de Yuri. ¿Es irreversible esta situación?
Ojo el asunto no es sacar nuestra parte más masculina y amar al estilo turbo-testosterona pero por que no tener esa misma concepción de no hay sexo malo…. Creo que las historia y la tradición oral según “me han contado mis amigas” el mal sexo si existe..—uff… (continuará..)

7 comentarios:

Julio Serrano dijo...

QUerida L&L, antes de que se me olvide deberían de hacer un largo tratado del "turbo-testosterona". Pero más ambicioso aún propongo un sistemático y acucioso estudio sobre la "brujosterona" que tenemos hombres y mujeres, sin embargo se me hace que mejor nos la gozamos antes de teorizar, sí, a-pollo la moción, flojito y cooperando...

Lissy dijo...

yo insisto... el mal sexo si existe.

Moniquita dijo...

jajaja... Qué buen post muchis L&L! Me encanta el título... Aquí les comparto un mi parito de comentarios...jajaja

"ESCASEZ"??? Espero que no se refieran a hombres, porque hombres muchis -y "buenos" dicho sea de paso- sobran! Lo que pasa es que hay algo en nosotras que nos atrae sobre los bad boys, puede ser que como la "buena L" dice los veamos como retos o puede ser, seamos francas, que el puro morbo de pensar "éste tiene una experiencia de la gran y ha de ser una maravilla para ______" nos traicione el buen juicio (ese espacio es para que cada una lo llene según su gusto: "besar", "hacer el amor", "acariciar" etc, etc, etc) ... No sé, pueden ser mil cosas, pero es un hecho, los buenotes, tranquilos, con buenos empleos, de buenas familias y DEMASIADO amables nos aburren, o por lo menos es lo que yo siento y lo que creo que sienten muchas de mis amigas!!! Y en realidad, hablando sinceramente, si vemos los casos del "matrimonio perfecto"... El chavazo que se "cachó" mi cuata o la fulanita, resulta que -en la gran mayoría de los casos- NO la hace feliz o no satisface sus necesidades, cualquiera que éstas sean!!! Terrible, veha? jajaja Porque tons en qué termina el matrimonio perfecto del cual nuestras mamás estarían orgullosas? Claro está, en una mujer que no fue leal (yo no creo en el término "fidelidad" tons para mí es lealtad) o, si no tiene las agallas, en una mujer que vive amargada e infeliz! SAD, very sad, pero es verdad!

Y por otro lado... Eso del mal sexo, deplano que sí existe, yo gracias a Dios no puedo decirlo por vivencia, pero sí sé que existe... Pero creo que algunos remedios para ese "mal"... NO hay que pensar que será igual o mejor que la anterior (no tocaré el tema de la primera vez, porque tons se hace otro post!)... Cada hombre es diferente, siente, besa, demuestra y ama de diferente manera, pero créanlo o no, sí ENTIENDEN si uno HABLA... Si les decimos qué nos gusta o qué no nos gusta o qué nos da "cosa" o nos da miedo, tenemos menos probabilidades de toparnos con una muy mala sorpresa!!! No sé por qué la mala maña de dejar que ellos sean los que guíen el asunto... No'mbre si es cosa de dos!!! jeje :o) Y aunque piensen que sabrá Dios cuántas experiencias anteriores tengamos, qué fregados, si algo nos gusta, HAY QUE PEDIRLO y evitar agregar un "malo en la cama" sólo por no hablar! No son adivinos, eso es un hecho! Ni tampoco lo saben todo de todas, nosotras también somos súper diferentes una de la otra, tons... do the math! jajaja

Lujo de post muchis... Qué viva L&L Asociados! jajaja Un abrazo,
M

Moniquita dijo...

OJO, conste que no es que apoye que andemos con cualquier pendejo (sin ánimo de ofender al gremio, no estoy generalizando), pero no hay que "limitar" la elección, sólo porque no cumpla X o Y especificación que GENERALMENTE nos atrae! O por lo que en algún momento nos dijeron y apoyamos sin siquiera tener constancia de ello... :o) "Yo NUNCA salgo con finqueros porque son unos machistas", "Yo NUNCA saldría con un artista porque son unos irresponsables" y la lista es interminable, creo yo... De todo hay en la viña del Señor!!! :o) No hay regla que no tenga su excepción, o sí?

El Vigilante dijo...

Ah las patojas y su fetichismo por el equivocado. Igual es uno de mula por andar queriendo malandras. En el fondo ambos buscan el reconocimiento del otro por esa frase angelical "Me salvaste la vida". Claro que eso no existe, salvo casos tragicómicos. Lo perfecto no existe saquémonos eso de la cabeza. Los dejo con una reflexión y un chiste. El que a redentor se mete, crucificado sale. Y con lo de la perfección. Cito al programa Saturday Night Live en su ronda noticiosa. Si Brad Pitt y Jennifer Aniston se cansaron de tener sexo... qué esperanza hay para el resto de la humanidad.
Salud...

El Vigilante dijo...

Ah las patojas y su fetichismo por el equivocado. Igual es uno de mula por andar queriendo malandras. En el fondo ambos buscan el reconocimiento del otro por esa frase angelical "Me salvaste la vida". Claro que eso no existe, salvo casos tragicómicos. Lo perfecto no existe saquémonos eso de la cabeza. Los dejo con una reflexión y un chiste. El que a redentor se mete, crucificado sale. Y con lo de la perfección. Cito al programa Saturday Night Live en su ronda noticiosa. Si Brad Pitt y Jennifer Aniston se cansaron de tener sexo... qué esperanza hay para el resto de la humanidad.
Salud...

Chicaborges dijo...

Julito después de la plática de sobremesa del viernes estamos pensando seriamente en L&L hacer un pronuciamiento para que no piensen que es licitación el asunto sino una mera reflexión de mentes peligrosas. Jaja.

Lissy L & L próximamente hará un focus group para determinar el asunto del mal sexo. Por que creemos que no es una leyenda urbana o rural. Sino la pura verdad.

A Moniquita la vamos a invitar para que desarrolle un tópico ya que vemos que es conocedora en la materia.

Vigilante después de varios tropezones, antidepresivos, helados de chocolate y acupuntura y psicoanálisis llegamos a la conclusión que ideal o no ideal lo mejor es ponerle buena cara al mal tiempo.